El Presidente y la prensa, cada vez más alejados

semana C

Nota: María Victoria Ramírez González
Foto: Celso Velázquez Oddone

Desde que inició su campaña electoral en 2012, la presencia de Horacio cartes en los medios es constante, aunque cede pocas entrevistas a contados periódicos y canales. Una vez que asumió la presidencia, la relación con los medios se fue enfriando más y hoy está congelada debido a la reciente adquisición por parte de su hermana de un holding de comunicación. La relación del Presidente con la prensa fue el eje de un panel durante la Semana de la Comunicación de la UCA, en el expusieron Marcos, Cáceres periodista de Abc Color; Marcelo Martinessi, exdirector de la TV Pública y William Campo, comunicador social y docente universitario.
Desde el inicio de su campaña, en el 2012, fue notoria la carencia de elocuencia de Cartes, le costaba llegar a la gente a través de sus discursos y se perdía muchas veces durante los mismos, por más ensayados que estuvieran. El 15 de agosto, en su asunción a la presidencia se vio apoyado por una pantallita a sus pies para poder leer su discurso con facilidad, una disertación bien preparada y que apelaba a la sensibilidad de los paraguayos y sus deseos de progresar. “Usen y abusen del Paraguay”, declaró el mandatario en aquella intervención.
Los meses fueron pasando y poco o nada decía Cartes a la prensa, aunque en varias ocasiones fueron llamativas sus metidas de pata, como cuando fue consultado por algo relacionado al ex dictador Stroessner y su nieto Goli, el Presidente le contestó a un cronista “¿Acaso él te robo la novia?”. En otra ocasión fue preguntado por un hombre que falleció durante un corte de ruta y simplemente contestó: “¿Qué querés que haga con el muerto?”. Intervenciones fuera de lugar, que solo sirvieron para demostrar los problemas que tiene para comunicarse de forma apropiada.De acuerdo con el periodista Marcos Cáceres del diario ABC Color, el presidente Cartes ve al país como una “empresa jerárquica” de negocios y por ende percibe que su nexo con los medios de comunicación deben ser simplemente relaciones públicas, exactamente como una empresa privada se comunica con los periodistas. Es por eso que a veces no mide sus palabras o expresiones cuando es cercado por la prensa.
Desde la asunción de Cartes, se dieron varios cambios en la Tv Publica, para empezar cambiaron el nombre a Paraguay TV HD, luego fueron por la grilla de programación y finalmente unificaron la tevé con la Secretaría de la Comunicación (Sicom). En tanto que cuando empezó la TV Pública, en 2009, gozaba de un alto grado de independencia de contenidos al estar más alejada de la Sicom.
Marcelo Martinessi, exdirector de la TV Pública, manifiesta que cuando estaba a cargo de la televisora no recibía presiones de ningún sector y que al contrario, siempre lo incentivaban a que permitiera que personas de todos los partidos políticos e ideologías puedan participar de los programas y contenidos. “Cuando yo estaba en la TV Pública, recibimos a Lino Oviedo, Cale Galaverna y muchos más”, afirma Martinessi.
Actualmente, Paraguay TV está en la mira de la ciudadanía por el uso que le está dando el gobierno de Cartes, que para algunos es incorrecto. En un hecho reciente, trasmitieron el lanzamiento de un candidato colorado a la presidencia de la Junta Gobierno, argumentando que lo hicieron porque el Presidente Horacio Cartes estaba presente.
Martinessi manifiesta que considera un retroceso lo que esta ocurriendo hoy día en la TV Publica, porque no se enfocan en los proyectos culturales o en trasmitir materiales audiovisuales nacionales, más bien la están transformando en elemento de propaganda.
La compra del Grupo La Nación y lo que se viene
Hace un par de meses, se oficializó la compra del Grupo de Comunicaciones La Nación por parte de Sarah Cartes, hermana del presidente de la Republica. Desde la versión oficial manifestaron que la compra se debe exclusivamente a los deseos de expandir los negocios personales de la señora Cartes.
De acuerdo con William Campo, comunicador social, la compra del grupo La Nación es una jugada de Poder. Cartes adquirió esta empresa para demostrar su posición e influencia, que está por encima de todos los medios paraguayos y sus opiniones.
Campo manifiesta que ahora más que nunca se debe estar alerta ante lo que Cartes piensa hacer con el Grupo la Nación, por más que su hermana haya sido la compradora, es una persona que tiene relación directa con él y se puede ver influenciada a una imparcialidad a favor de su hermano y su gestión.
Cartes y sus problemas con los medios de comunicación se perfilan a continuar hasta el fin de su gobierno, porque se lo ve alejado de los periodistas que cubren sus actividades diarias y de los medios en general, que buscan obtener su opinión sobre diversos temas que acontecen en Paraguay día a día.

FACEBOOK - TU OPINION NOS INTERESA

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *